videncia sin cartas

Videncia sin cartas, todo un arte

Acudir a una vidente para que nos revele el futuro a través de las cartas del tarot no es extraño para ninguna de nosotras. Pues dentro del mundo del ocultismo, la adivinación del futuro mediante los arcanos es uno de los métodos más certeros y fiables. Pero, ¿sabías que la videncia sin cartas es también posible?. De hecho, es una de las características diferenciadoras entre las videntes naturales y las que no lo son.

¿Cómo es posible la videncia sin cartas?

Las videntes naturales podemos compartir el mágico don de la videncia con nuestras amigas sin mediación de ninguna carta. Esto es posible a que podemos interpretar lo que nosotras llamamos “vibras”. Sensaciones, emociones, visualizaciones… todo esto son simplemente materializaciones de las vibras.

En realidad, a mí me gusta pensar que mis clientas, por ellas mismas, saben muchísimo más de lo que piensan; sencillamente la mayoría de ellas necesita un poquito de apoyo emocional al saber la verdad de sus realidades. Y es aquí donde nosotras, las buenas videntes, nos sentimos más realizadas.

Y es que ¿hay algo más bonito que poder ayudar a las personas?

Con esto no quiero decir que las compañeras que no han adquirido el don de la videncia a través de un familiar no puedan (con la práctica), llegar a la videncia sin cartas.

Pero hoy os hablaré de lo que más conozco: la videncia sin cartas. Una de las preguntas que más me hacen mis clientas es cuándo descubrí que era especial. Ya os hablé en un anterior artículo de mis primeras experiencias paranormales de bien pequeña. En esos años recuerdo que mi abuela por vía materna fue esencial.

Debo reconocer, que al principio me asustaban bastante. Pero mi abuela me enseñó a aceptar mi don de videncia sin cartas y también a verlo como una estupenda oportunidad de poder ayudar a otras personas que lo necesiten.

Así fue como me inicié en el ocultismo. Con el tiempo, y ya como adulta, tuve la suerte de poder establecerme como vidente profesional. Mi abuela nunca lo fue, simplemente recibía a algunas amigas a escondidas en su casa. Las cosas es aquellos tiempos eran muy diferentes y había mucha desinformación. La gente miraba con recelo a las videntes. Hoy es sabido por todos que la videncia únicamente se ayuda del bien, y su finalidad es también el bien.

Debo decir, que en mis inicios profesionales en videncia sin cartas fui muy afortunada. Pues varias compañeras de otras disciplinas (astrología, quiromancia, etc…) ampliaron cariñosamente los conocimientos que mi abuela me inculcó.

Me gustaría enviar un beso especialmente afectuoso para Mari Luz y Lupe (!sé que leéis chicas!. Sin vosotras nunca hubiera llegado a ser una auténtica vidente)

Así que como veis, no son necesarias las cartas para obtener datos del futuro. Simplemente, intentad encontrar una persona fiable y dejaos guiar por vuestro corazón.

Para finalizar, me gustaría recordarte que en mi servicio de tarot telefónico puedes encontrar éste y otros servicios. Confía en mí y no te arrepentirás; una sola llamada será suficiente. Te ofrezco una sesión rápida y certera.

Reseña
Valoración T&C
Artículo anteriorRitual para atraer el dinero
Artículo siguiente¿ El mejor vidente ?
Alba Ribera
Me presento, soy Alba Ribera, una vidente madrileña, con la inmensa suerte de haber sido agraciada con el don de la clarividencia y sensibilidad extrasensorial desde nacimiento. Me considero una vidente honesta y con experiencia, más de 20 años de experiencia en consulta del tarot. Junto a mis compañeros videntes y cartomantes te atendemos telefónicamente las 24 horas del día. ESPAÑA: 806 512 251 · 91 266 96 38 (VISA).

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here